55.000 disparos con la 7D MarkII · Prueba de rendimiento

Bueno, ya estamos de vuelta y, por fin, he podido sentarme para poder escribir las impresiones de este equipo después de casi un mes de trabajo de manera casi exclusiva.
Antes de nada, quiero comentaros que mi condición de colaborador del Canon Professional Services España me facilita poder obtener material de la marca y una accesibilidad total necesaria para poder tener conocimiento de los equipos en los diferentes eventos que realizo con Canon España.
En esas pruebas, procuro estresar el equipo y trabajar con él en condiciones de trabajo reales. Como en el caso de la 7D Mark II, cámara que se ha venido a un viaje de 26 días al continente africano. Las imágenes empezaran a verse publicadas en diferentes medios y formarán parte de diferentes bancos de imágenes, es decir, una prueba real, donde, más allá de unos días con la cámara, puedes tener una valoración más que palpable sobre el equipo que testeas y poder reportar algún problema o alguna mejora para futuros modelos.

10857795_10152847031391210_834923522785302430_n

Es cierto, siempre va a haber gente que no termine de tragarse esta chapa y que piense que las pruebas de test puedan estar condicionadas por tener una vinculación a la marca, este blog se realiza de manera voluntaria con el fin de que los fotógrafos conozcan de primera mano las impresiones de alguien que trabaja con los diferentes equipos de manera constante, para poder enseñar un determinado equipo con conocimiento real  de lo que se  tiene en las manos. Por ello, en las diferentes presentaciones que he estado haciendo sobre esta cámara, más allá de la presentación de los datos técnicos, que por otra parte los podéis mirar por internet, son los RAW los que han hablado. Ahí no hay trampa ni cartón, más allá de un post contando lo bonica y la peaso de ráfaga de la cámara.
Por ello, si estas interesado en recibir unos cuantos RAWS de descartes, es decir, de fotos que a mí no me valen (que siguen estando sujetas a los derechos de reproducción y propiedad intelectual, que nadie se me desmadre…) mis amigos de Mirada Natural me han habilitado un espacio, porque soy un negado para eso, así te ahorras la chapa que te voy a meter, te la saltas y puedes comprobarlo por ti mismo.

este es el enlace:

pincha aqui para descargar los Raw

 

IMG_6124

Ergonomía
La cámara es muy ligera, apenas llega al kilo. En mi caso el peso nunca ha sido un condicionante , es más, se me antoja demasiado ligera para trabajarla con objetivos de 200 mm en adelante.
Os lo he comentado desde el principio, si vas a trabajar con ella con lentes a partir de un 200 mm, todo se debe a un problema en el centro de masas a la hora de trabajar con la cámara. Este centro de gravedad de sitúa más adelantado y si trabajas a pulso con grandes lentes en un cuerpo pequeño, aumentan las posibilidades de trepidación, aparte de que el agarre no es del todo firme para poder gobernar lentes por encima del 300 mm 2,8. En plena moda de minimizar y aligerar el peso de los equipos, te recomiendo que le montes el grip, mejorarás el agarre y la ergonomía para trabajar en modo vertical, este será total.

_IEB3280

 

Botonera y capacidad de trabajo
La 7D ya apuntaba maneras en cuanto a la disposición de la botonera, pero la nueva 7D markII incorpora como principal novedad el switch. Te recomiendo encarecidamente que lo configures para trabajar el cambio de modo AF, simple, puntual, forma de cruz, zona 9, zona 15, 25 o 65. Esta palanca solo trabaja hacia abajo y creo que sería un acierto que pudiera trabajar también hacia arriba, en donde pudiéramos fijar un modo especifico de AF predefinido, es decir, trabajar por ejemplo en un punto con los adyacentes en forma de cruz para un sujeto estático y con un golpe hacia arriba pasar directamente a la zona 15 con ITR activado para una fotografía de vuelo, por ejemplo, o cualquier otro setting que nos dé un acceso rápido. Algo que estaría muy bien incorporar en el futuro.

109
Cuando hago fotografía de fauna, soy un fotógrafo que trabaja apoyándose preferentemente del modo de prioridad a la apertura, modo AV. Este modo me permite estar pendiente de la acción sin preocuparme demasiado de si la luz es cambiante o de si el animal avanza a una zona oscura. Eso sí, soy un neurótico de la compensación de la exposición, ya que la cámara me echa una mano en condiciones de luz cambiante, yo aplico una sintonía fina con la compensación de la exposición. Esto me viene de la diapositiva, en donde la foto tenía que estar bien expuesta si o sí. En este tipo de foto no podemos estar mirando el histograma y quitando la cara del visor, necesito tener los parámetros básicos en el visor o memorizar donde están los botones para cambiar rapidamente la configuración. En el caso de la 7D cada cambio que realiza me lo chiva a través del hud de la pantalla de enfoque.

IMG_6619

Esta compensación constante en función de la escena, se traduce al mundo digital a no tener que estar afinando cada raw en este aspecto, por ello, trabajo en el AF integrado en el botón de disparo, y no disocio con el botón af-on, es más, este botón lo tengo configurado para parada de AF, para componer más allá de los puntos de enfoque.
Esta configuración se debe a que utilizo el dedo gordo para compensar la exposición, en la ruleta de la parte posterior, cambiar el modo AF en el switch y cambiar el punto de enfoque en el joystick, dándome una ergonomía total en apenas 5 cm. Si tuviera que disociar, tendría que tener el dedo gordo de manera constante en el AF y perdería la rapidez a la hora de cambiar la compensación de exposición, el modo AF y, lo más importante, el seguimiento del sujeto a través de los puntos AF trabajando por debajo de los modos predictivos.
Por ello, en este aspecto, la 7D Mark II se ajusta a estas necesidades siguiendo y aprovechándose del desarrollo de la 5D Mark III y la todopoderosa 1DX.

21

 

Información en el visor
Por fin una aps-c que nos da una información del 100%, más luz en el visor e información completa.
Los 65 puntos de enfoque que visualizan en el HUD, sumado al visor electrónico y los diferentes parámetros, cada vez que los cambias, son más de un caza de combate, que de una cámara de fotos.
Es cierto que está muy bien y los ingenieros se afanan en cubrir todas las necesidades para los diferentes tipos de fotógrafos, pero, rápidamente, cuando te pones a currar con ella, y más en fotografía de acción, rápidamente te das cuenta que no necesitas tener toda esa información en el visor de manera permanente, pero se agradece que sí te avise con cada cambio de función, como hemos comentado antes.

IMG_5922
Es muy de agradecer que cuando cambias el modo de disparo, el balance de blancos, el modo de medición, el formato o que pases de AV a cualquier otro modo, esta información te aparezca de manera puntual. Esto hará que evites desencarar la cámara, pero personalmente te recomiendo que en cuanto tengas un poco de práctica con la cámara y tengas acotados más o menos las zonas de trabajo de los puntos AF, accedas al menú de AF y selecciones en mostrar punto AF en enfoque, solo el seleccionado (constante). Esto hará que solo visualices los puntos de enfoque con los que estás trabajando, podrás ver en el visor la escena y podrás anticiparte a ella.
Después de un alto número de fotos disparando en posiciones un poco forzadas, perdía de vista el exposímetro de la parte derecha. Seguro que al ser zurdo y encarar la cámara con el ojo izquierdo se acentúa más este efecto, pero quizás para mi es algo que ha de mejorarse.

IMG_5871

 

Rendimiento del AF
Ya hemos hablado sobre los diferentes modos de AF y la capacidad de cambiarlos de manera rápida e intuitiva, pero ¿qué efectividad presenta este equipo? Con las primeras pruebas ya te das cuenta que en este sentido no tiene nada que ver con las aps-c de Canon que he probado. Incluso en grandes lentes, utilizando indistintamente 400 mm 2.8 y 500 mm, la respuesta es más rápida que con cualquier cámara aps-c, permitiendo, sin demasiado esfuerzo, la obtención de imágenes de sujetos en movimiento con un alto número de fotos a foco. Esta efectividad va disminuyendo a medida que le incorporamos multiplicadores o duplicadores, existiendo una diferencia de entre los convertidores de la clase II y la clase III, en donde la calidad de imagen y el rendimiento de AF con ellos, presenta una notable mejora en los duplicadores de última generación. Si estás buscando el máximo rendimiento en este aspecto, tendrás que recurrir a la 1DX, pero si tu presupuesto es por debajo de los 2.000 €, tendrás la mejor aps-c del mercado en este aspecto sin lugar a dudas.
Personalmente he trabajado en todos los modos de AF pero, realmente, en un 90% de los casos he utilizado 4 modos.

7ytr

Modo simple
El de toda la vida, vamos, el que me permite afinar el foco en sujetos que tengo dentro del rango de efectividad de los puntos AF. Si estoy trabajando en sujetos estáticos no me la juego.

Punto AF con punto de cruz
El bicho está estático pero en cualquier momento va a realizarse una acción determinada pero no sabemos en qué dirección, una pelea, una arrancada en carrera o un giro constante de cabeza.

Zona 15
Con el ITR activado, ideal para vuelos o acciones con fondos despejados. Sabes dónde se va a provocar la acción y tienes 15 puntos de enfoque que te hacen una búsqueda automática de cara o silueta. Te facilita que el número de fotos estén con el foco donde tiene que estar, principalmente los ojos.

Predictivo 65 puntos
Este le he utilizado menos pero si principalmente en momentos en que la confusión es total o cuando busco una silueta. Sobre una gran área de búsqueda, con el ITR activado persiste en la búsqueda de caras o siluetas.

El bufer
Si quieres sacarle el máximo rendimiento a la cámara en cuanto a tasa de transferencia y numero de disparos en ráfaga, te recomiendo una tarjeta de alta tasa de transferencia. En mi caso, todas las fotos las he hecho con una sandisck extreme pro de 160mb/s y no me he quedado pillado con ella, permitiéndome tirar ráfagas en raw próximas a 50 imágenes consecutivas.

 

7ytrfffxdc

Calidad de imagen
Una calidad de imagen soberbia, teniendo en cuenta que es una aps-c. Pero que nadie se engañe, si buscas máxima calidad de imagen mírate la 5D Mark III o la 1DX.
La interpretación de color para ser una aps-c es más que buena, para mi algo más saturada de lo que me gustaría pero, aun así, fiable. Pero lo que más me ha sorprendido es su nivel de nitidez incluso con los niveles a cero, con las primeras fotos en el Digital Professional 4.0 te das cuenta que la cosa marcha y más teniendo en cuenta el factor de conversión de 1,6. La latitud a la hora de trabajar el raw, es decir la posibilidad de manipular el raw sin empezar a ver pixelados en las transiciones de tono es muy alto, el más alto de una aps-c que haya probado.
Los editores con los que trabajo no me están poniendo pegas por la calidad del archivo, incluso con fotos a isos 2.500 y para mí eso es la mejor de las pruebas. Estableciendo el techo en iso 3.200, creo que es un gran avance frente a la antigua 7D que, a partir de iso 800 ya presentaba un ruido algo evidente.

IMG_6307

Video
Dual focus, seguimiento automátic0 de el sujeto seleccionado y con muy buena calidad de imagen, por fin, podemos trabajar a 60 fps. Adjunto un pequeño corto de una selección de imágenes.

Secuencia 01 from Antonio Liebana Navarro on Vimeo.

7D Mark II vs 1DX
No podemos caer en una comparativa porque no son comparables, es cierto que la 7D toma evoluciones de la 1DX y la futura evolución de la 1DX cogerá cosas de la 7D Mark II, pero nada más.
Los primeros test de muchos fotógrafos ya la situaban a la altura de la 1DX, por favor, que nadie se lleve a engaño. Es un error grave exigirle a una cámara de 1.600 € el rendimiento de una de 5.000 €. La 1DX es una cámara que va a costar mucho evolucionarla, más allá de los modos AF o del switch, selector de modo, sumado a la evolución constante de los sensores y el desarrollo de los mismos.
La 7D Mark II es una cámara fantástica, con un nivel de rendimiento altísimo que representa una revolución en cuanto a la precisión de AF en una aps-c y con una calidad de imagen en los diferentes rangos de iso hasta ahora no visto en un modelo aps-c de la marca.
Los fotógrafos de fauna o acción, que tenían una 7D o inferior, descubrirán un rango nuevo de trabajo, tanto en efectividad AF, iso, calidad de imagen y manejo del equipo, sumado a un sistema de disparo silencioso y una ráfaga con un ruido muy muy disminuido que nos ayudará en nuestras sesiones de hide, partidos de futbol o cualquier situación en la que la acción sea la prioridad, sin olvidarnos fotos más tranquilas de sujetos estáticos o paisajes.

57

 

No dudes en contactar con fotografia@antonioliebana.es

 

Un pensamiento en “55.000 disparos con la 7D MarkII · Prueba de rendimiento

  1. Pingback: Anónimo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *